La vigésima etapa de la Transpirenaica nos traslada hasta el valle de Àneu, el tercero de los grandes valles del Pallars que tenemos la oportunidad de pisar durante la travesía, después de la Vall Ferrera y del valle de Cardós. El gran protagonista de la jornada es el Mont Caubo, también conocido como Lo Calbo, una montaña que separa el Vallat d'Estaon del valle de Àneu y que nos ofrece unas vistas inmejorables en todas direcciones gracias a su ubicación bastante aislada. La etapa es exigente físicamente y requiere estar atentos a la orientación, en algunos tramos la señalización es escasa.

Información técnica
Punto de inicio de la etapa
Estaon
Punto final de la etapa
La Guingueta d'Àneu
Distancia
11,80
Duración
4:15h
Desnivel acumulado
+975m / -1.289m
Altitud máxima
2221
Altitud mínima
941
Dificultat

La derivada de la longitud y el desnivel que hay que superar. Esta etapa no presenta ninguna dificultad técnica.

Època

En invierno podemos encontrar nieve en el collado del Clot de la Calba.

Material

Nada en especial.

Cartografía

Parc Natural de l'Alt Pirineu. 1:50.000. Editorial Alpina.

Base topogràfica de Catalunya 1:25.000. Institut Cartogràfic i Geològic de Catalunya (ICGC).

Recorrido

Empezamos la vigésima etapa de la Transpirenaica en (1) Estaon (0:00h - 1.255m). Durante la primera parte del recorrido deberemos ganar casi 1000m de desnivel hasta el collado del Clot de la Calba. Salimos por la parte alta del pueblo, en dirección N. Avanzamos por un sendero empedrado que sube por el lado oriental de la sierra del Solà d'Estaon. Vamos rodeando esta montaña y poco a poco giramos hacia la izquierda (NO). Pronto llegamos a la borda de Palau, punto donde cruzamos el barranco de Fertero. Llegamos a un (2) desvío a la izquierda (0:50h - 1.516m). Dejamos el sendero que sigue recto adelante hacia la borda de Pau y nosotros tomamos el sendero que sube hacia la izquierda (O) por una loma.

Vamos subiendo por este camino alternando espacios abiertos, prados y algún tramo por el interior del bosque. La ascensión es larga y exigente. Finalmente llegamos a la (3) collado del Clot de la Calba (2:15h - 2.221m). Justo a nuestra derecha (N) tenemos la cima del Mont Calbo o Lo Calbo (2.281m), con sus características antenas en lo alto. ¡Es muy recomendable desviarnos un momento del itinerario y subir hasta la cumbre! A pesar de no ser demasiado alta, la situación aislada de esta montaña hace que se convierta en una maravillosa atalaya de todo su entorno.

Desde el collado comenzamos el descenso hacia la Guingueta d'Àneu por un sendero que rodea la cima del Mont Caubo por su lado occidental. Cruzamos la cresta que une la cima con el monte Guilar y nos adentramos en un bosque frondoso por la vertiente umbría de la montaña. Después de andar unos 2 km por el interior del bosque recuperamos la vertiente soleada. Vemos el pequeño núcleo de Dorve justo debajo nuestro. El sendero desciende haciendo lazadas y llegamos a (4) Dorve (3:30h - 1.395m), un núcleo casi despoblado.

Desde Dorve sólo nos falta hacer el último tramo de descenso hasta la Guingueta. El sendero baja en dirección SO y rodea el Serrat de Dorve. Tenemos el pantano de la Torrassa justo debajo de nosotros. Hacemos un último tramo por una pista asfaltada y llegamos a (5) La Guingueta d'Àneu (4:15h - 941m).

Puntos fuertes

Las magníficas vistas que tenemos en todas direcciones desde el collado del Clot de la Calba o desde el próximo Mont Caubo.

Caminar por el solitario y misterioso núcleo de Dorve.

La aproximación a la Guingueta d'Àneu por el lado del embalse de la Torrassa.

Sabías que...

Según la leyenda, en la Guingueta d'Àneu podemos encontrar el mazo del héroe Rolando? Otra vez, como en Maçanet de Cabrenys, nos topamos con las leyendas de este héroe carolingio. Según una de ellas, Rolando, tras abrir la famosa brecha, lanzó su mazo al aire y éste cayó en la Guingueta.

No te pierdas...

Pasear por el entorno del pantano de la Torrassa. Este embalse está situado entre los municipios de La Guingueta d'Àneu y Espot y está rodeado por varios caminos que son ideales para pasear. La pesca es una de las principales actividades de la zona y las truchas del Noguera Pallaresa son muy apreciadas. Si tenemos la oportunidad, recomendamos probarlas en alguno de los establecimientos de la zona.

Observaciones

Durante toda la etapa la señalización del GR 11 es escasa y en algunos puntos los caminos no están definidos. Por este motivo hay que prestar mucha atención a la orientación.