Etapa de transición que se caracteriza por los relieves suaves y ondulados. Durante esta segunda etapa del sendero Transversal GR 1, visitamos el núcleo de Llampaies, con sus huertos bien cuidados, y disfrutamos de la fresca hondonada del arroyo de Llampaies, donde crece un bonito bosque de ribera. Las grandes torres de alta tensión y el cruce de dos grandes infraestructuras viarias (AP-7 y N-II) no restan encanto al núcleo de Orriols y a su magnífico castillo. Este punto también nos ofrece buenas vistas del macizo del Montseny (SO) y de la sierra del Mont (NO), con su santuario encaramado en lo alto, residencia temporal del gran poeta Jacint Verdaguer. La constante presencia de tractores y de maquinaria agrícola pesada nos recuerda que la agricultura sigue siendo una actividad económica muy importante en esta zona.

Información técnica
Punto de inicio de la etapa
Camallera
Punto final de la etapa
Veïnat de Can Dalmau
Distancia
16,30
Duración
4:00h
Desnivel acumulado
+379m / -279m
Altitud máxima
204
Altitud mínima
86
Dificultat

Notable. Esta etapa no presenta ninguna dificultad técnica (transcurre por pistas, caminos y algunos tramos asfaltados) pero su distancia es considerable y debemos estar atentos en cada bifurcación, para no perder el camino correcto.

Material

Nada en especial.

Cartografía

Mapa comarcal de Catalunya 1:50.000. Alt Empordà - 02. Institut Cartogràfic i Geològic de Catalunya (ICGC).

Recorrido

Empezamos la segunda etapa del GR 1 en el núcleo de (1) Camallera (0:00h - 86m). Seguimos las señales de pintura blancas y rojas del GR y salimos de Camallera en dirección O, tomando las calles de Sant Sebastià y Santiago Rusiñol. Pasamos junto al cementerio y pronto el camino se sitúa al lado de la carretera GI-623. No tardamos en llegar al bonito pueblo de (2) Llampaies (0:35h - 120m). Continuamos la etapa hacia el próximo vecindario de Els Masos, parando un momento para admirar el magnífico huerto de Can Puó, que queda resguardado detrás de un muro de piedra seca, que lo separa de nuestro camino.

Seguimos caminando por entre campos de cultivo que, a su vez, están rodeados por los pinos y las encinas del bosque de la Torre. Llegamos a un punto donde el camino se adentra en el bosque. Nos desviamos hacia la izquierda y pasamos por debajo de una torre de alta tensión. A continuación bajamos hasta el fondo del valle del arroyo de Llampaies. Avanzamos ahora por el interior de un agradable bosque de ribera. Recuperamos el desnivel perdido y dejamos atrás a la izquierda una segunda torre de alta tensión. Salimos del bosque y nos acercamos a la masía de Can Casadevall. Si hacemos la ruta durante el invierno, veremos los campos que rodean la masía llenos de coles de la variedad Kale, muy apreciada.

Un cambio de rasante nos ofrece vistas maravillosas de toda la región y de las montañas del entorno: el macizo del Montseny (SO), con la inconfundible punta de Les Agudes, el macizo del Canigó, el Costabona, las montañas de Ulldeter,... Descendemos por un lomo hasta la (3) autopista AP-7 (1:25h - 115m), que cruzamos a través de un túnel. Una marca de pintura amarilla nos recuerda que parte de esta etapa sigue el mismo itinerario que el popular Camino de Santiago. Después de cruzar la autopista el camino sube suavemente hacia el NO. Dejamos atrás a la izquierda Can Garriga y pronto llegamos al núcleo (4) de Orriols (1:40h - 142m). Cruzamos esta localidad por su calle principal, dejando a la derecha su fastuoso castillo renacentista. Salimos del pueblo, giramos a la izquierda y bajamos hasta la autovía N-II. Avanzamos por esta vía unos 100m en dirección S, hasta que la cruzamos y accedemos (en subida) a la carretera GI-513.

Caminamos 300m por la carretera GI-513 en dirección SO hasta que la abandonamos. Avanzamos ahora por una pista que pasa junto a Ca n'Onofre. En este punto entramos en la comarca del Pla de l'Estany. Cruzamos la carretera GIV-5141 y hacemos un largo tramo de camino entre campos de cultivo y algunos bosques hasta que llegamos al (5) Mas Silet (3:00h - 196m). En este punto tomamos la carretera GIV-5132, por donde caminamos durante aproximadamente 2,4 km. Abandonamos la carretera cerca del punto kilométrico 6 y tomamos una pista que nos lleva hasta el (6) Veïnat de Can Dalmau (4:00h - 186m), punto final de este segunda etapa.

Puntos fuertes

El encanto de las casas de Llampaies con sus huertos bien cuidados.

El majestuoso castillo de Orriols, uno de los pocos ejemplos que encontramos en el Empordà de arquitectura civil renacentista.

Las muchas y bonitas casas que nos vamos encontrando durante la etapa.

Sabías que...

El nombre de Orriols proviene del latín Horriolis? Esta palabra significa "graneros" y nos habla de la importancia de la actividad agrícola en la zona. Durante los siglos I-II d.C., todo este territorio estaba especialmente destinado a la producción de grano, uno de los tres componentes de la tríada mediterránea: trigo, olivo y vid (pan, aceite y vino). La provincia de Hispania estaba considerada -literalmente- el granero de Roma y proveía de alimentos a las legiones romanas destinadas en las fronteras septentrionales, siempre acosadas por las tribus germánicas que amenazaban la seguridad del Imperio.

No te pierdas...

El bonito huerto de Can Puó, que está situado en una curva muy marcada que hace el camino entre Llampaies y el vecindario de Els Masos. Bien protegido por un muro de piedra seca, este jardín comestible produce buenísimas verduras y frutos de temporada. Can Può es un ejemplo de los pequeños huertos particulares que tienen la mayoría de casas y masías de la zona.

Observaciones

El itinerario de esta etapa está muy expuesto al sol. Si hacemos la ruta durante los meses de verano es importante ir bebiendo agua a menudo y protegernos del sol para evitar insolaciones. En días de tramontana, el viento nos acompañará durante toda la etapa.