La cuarta etapa del sendero Transversal GR 1 nos lleva desde Banyoles, en el Pla de l'Estany, hasta Besalú, uno de los pueblos más emblemáticos y conocidos de la Garrotxa y de Catalunya. Durante la primera parte de la etapa subimos hasta el Puig de Sant Martirià, que nos ofrece unas vistas magníficas del lago de Banyoles y de las montañas del Prepirineo y el Pirineo. A continuación cruzamos una zona de campos de cultivo y llegamos al bonito pueblo de Serinyà. Después de andar por las callejuelas de este municipio continuamos la etapa hacia el N y entramos en la comarca de la Garrotxa. Llegamos a Besalú por su espectacular puente fortificado, que fue construido entre los siglos XII y XIV.

Información técnica
Punto de inicio de la etapa
Banyoles
Punto final de la etapa
Besalú
Distancia
15,00
Duración
4:15h
Desnivel acumulado
+260m / -294m
Altitud máxima
242
Altitud mínima
132
Dificultat

Notable. La deriva de la distancia a recorrer. Esta etapa transcurre por pistas, caminos y cortos tramos asfaltados. Los cambios de camino son frecuentes, debemos estar atentos en las muchas bifurcaciones que encontramos.

Material

Nada en especial.

Cartografía

Mapa comarcal de Catalunya 1:50.000. Alt Empordà - 02. Institut Cartogràfic i Geològic de Catalunya (ICGC).

Recorrido

Empezamos la cuarta etapa del GR 1 en el monasterio de (1) Sant Esteve de Banyoles (0:00h - 167m). Seguimos en todo momento las señales blancas y rojas del GR. Desde el monasterio tomamos la calle Nou, dejamos a la derecha la iglesia de Santa Maria dels Turers y continuamos por la calle de Sant Antoni hasta llegar al desvío de la calle Sant Martirià. Caminamos por esta calle hasta el final y cruzamos la carretera de Figueres. La calle da paso a un camino, dejamos atrás a la derecha el cementerio y llegamos al (2) Puig de Sant Martirià (0:35h - 242m). Nos encontramos en un cerro aplanado que nos ofrece buenas vistas del lago de Banyoles y de todo su entorno. También observamos, en la misma colina, los restos del antiguo convento de Sant Martirià.

Bajamos por el lado septentrional del cerro y cruzamos la carretera GIP-5121. Caminamos por el lado de la carretera en dirección N. Al cabo de unos 300m, en un cruce, nos desviamos hacia la izquierda (NO) y continuamos por la pista asfaltada de Usall. Dejamos atrás varias casas y llegamos a un puente sobre la (3) carretera C-66 (1:15h - 232m). Bajamos al extenso Pla de Martís y disfrutamos de un panorama muy agradable en todas direcciones. Vamos avanzando en dirección N hasta llegar a un desvío. En este punto tomamos la pista de la izquierda (O) y pasamos junto a la masía abandonada de Can Malloles. Llegamos a un segundo desvío: ahora giramos a la derecha (NO) y entramos en un pequeño bosque. El camino nos lleva hasta el arroyo de Serinyà y hasta el moderno edificio del centro de interpretación del Parque de las Cuevas Prehistóricas de Serinyà. Avanzamos por el lado del arroyo y entramos en el pueblo de (4) Serinyà (2:00h - 183m).

Cruzamos esta bonita localidad y la abandonamos por la calle Joan Carreras. Pasamos por el campo de fútbol y bajamos unos metros por el interior de un bosque. El camino pasa por un túnel bajo la C-66, por la gran casa de Gatielles y continúa por una pista asfaltada (N) hasta un puente sobre el río Ser. Pocos metros después de cruzar el puente, el itinerario del GR 1 abandona la pista y continúa por un sendero que atraviesa los bosques de Baió. Llegamos al Pla de Can Roset y a la masía en ruinas de (5) Can Roset (3:00h - 200m), que está rodeada de encinas y robles.

Seguimos andando hasta el extremo NO del Pla de Can Roset. A continuación bajamos directamente hasta la riera de Junyell, que cruzamos, y subimos unos metros hasta la carretera C-66z. En este punto hay que prestar mucha atención: aunque las señales blancas y rojas nos indiquen lo contrario, invitándonos a girar a la izquierda y remontar el arroyo de Junyell por un camino forestal, nosotros debemos avanzar por el arcén de la carretera durante unos 500m, hasta llegar a la altura de una nave industrial que hay a la derecha de la vía. En este punto giramos a la izquierda (S) y pasamos por delante del Ayuntamiento de (6) Sant Ferriol (3: 45h - 200m).

Caminamos por una calle en dirección SO hasta llegar a un cruce donde giramos a la derecha (NO). Recuperamos las señales blancas y rojas del GR 1. Dejamos atrás a la izquierda el Mas Martí y, más adelante, cruzamos el bosque de Can Candell. Entramos en la preciosa villa de (7) Besalú (4:15h - 146m) cruzando el extraordinario puente medieval fortificado.

Puntos fuertes

Las vistas del lago de Banyoles y de los Pirineos desde el Puig de Sant Martirià.

La gran alfombra agrícola del Pla de Martís, rodeada de colinas boscosas y bonitas masías.

La llegada a Serinyà, recorriendo el perfil sinuoso del arroyo homónimo.

La entrada al pueblo de Besalú por su puente medieval, una maravilla arquitectónica.

Sabías que...

El Pla de Martís es una gran llanura agrícola emplazada entre los pueblos de Martís, Serinyà, Melianta y Centenys? Este llano tiene continuidad natural con el Pla d'Usall y se convierte en la mejor área agrícola del Pla de l'Estany. Está rodeado de bosques de pinos, robles y encinas y de un conjunto de manantiales alimentado por el mismo sistema de aguas subterráneas del lago de Banyoles. Todo el paraje alberga una gran biodiversidad que podemos observar mientras hacemos camino.

No te pierdas...

El Parque de las Cuevas Prehistóricas de Serinyà. Ubicado junto al mismo GR 1, en este espacio se encuentra un yacimiento arqueológico muy importante para la investigación y conocimiento de la evolución de los neandertales a los humanos. El conjunto se divide en tres cuevas: la Cueva de la Arboleda, la Cueva de Mollet y la Cueva del Reclau Viver. (Más información: www.plaestany.cat / 972 573 550)

Observaciones

Parte del itinerario de esta etapa está bastante expuesto al sol. Si hacemos la ruta durante los meses de verano es importante ir bebiendo agua y protegernos del sol para evitar insolaciones.